El Tomillo Blanco es un pequeño arbusto que se caracteriza por sus hojas verdes, puntiguadas y muy pequeñitas, y por sus flores blanquecinas y esféricas.

Tiene propiedades balsámicas y refrescantes. En caso de catarros o dificultad respiratoria, una maceración de las flores y las hojas en aceite vegetal nos ayudará a aliviar los síntomas.

También se puede utilizar como tónico capilar, aplicando una infusión de la planta sobre el cuero cabelludo, justo después de lavar el cabello.

Cápsula de la serie de mini vídeos “Las Plantas de la Cosmética Natural”, grabado para Canal Decasa.